¿SABÍAS QUÉ?

La falta de plumas en la cabeza es algo que también se ve en otras aves carroñeras como los jotes. Se alimentan de animales muertos y muchas veces se ensucian. El hecho de no tener plumas en la cabeza permite que se puedan limpiar rápidamente luego de secarse al sol, frotándose contra alguna piedra o tronco.